Calificación:
  • 1 voto(s) - 5 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
El corazón de Internet (Centro de datos interno de Google)
Super moderadores
Nivel: 31 [Nivel]
Rango : 8%
RangoRango
Actividad : 4%
ActividadActividad
Experiencia : 69 %
ExperienciaExperiencia
CrashOverride93 AWAY Super Moderador (STAFF) ******
1

  • 1,352

  • 597

  • 139







Respuesta: Estrella  El corazón de Internet (Centro de datos interno de Google) 1352 - 597 - 139   25-10-2012, 07:39 PM
İmage

- Dejar cargar las imagenes un rato ya que son de alta resolución (HD), y son varias.
- Dependiendo de la velocidad de nuestro equipo y nuestra conexión, las imagenes tardarán más o menos en cargar.


İmage

Dentro de la sala de redes del campus, los routers y los switches permiten que los centros de datos se comuniquen entre sí. Las redes de fibra óptica que conectan nuestros sistemas pueden alcanzar velocidades más de 200.000 veces superiores a las de una conexión doméstica normal a Internet. Los cables de fibra recorren los soportes de cables amarillos próximos al techo.

İmage

Nuestro centro de datos de Council Bluffs tiene una superficie de más de 35.000 metros cuadrados. Aprovechamos al máximo cada centímetro para que los usuarios puedan utilizar servicios como la Búsqueda de Google y YouTube con la mayor eficacia posible.

İmage

Al sobrevolar las instalaciones de Council Bluffs, en Iowa, se empieza a observar la dimensión de nuestro centro de datos. Las grandes vigas de acero sostienen la estructura y ayudan a distribuir la energía.

İmage

En una sala de redes con cortinas de plástico de nuestro centro de datos de Council Bluffs, llega aire frío a través del suelo. Las barreras de plástico transparente ayudan a mantener dentro el aire frío e impiden la entrada de aire caliente.

İmage

Estos tubos de colores transportan el agua dentro y fuera de nuestro centro de datos de Oregón. Los tubos azules suministran agua fría y los rojos devuelven el agua caliente para que se enfríe.

İmage

Los tubos no son las únicas cosas de colores de nuestros centros de datos. Estos cables también están organizados por colores, lo cual puede ayudar a reducir los tecnicismos: "Pásame uno azul".

İmage

Como parte de nuestro compromiso con la preservación de la seguridad de los datos de nuestros usuarios, destruimos in situ todas las unidades que tienen fallos.

İmage

Este tipo de tuberías aisladas tienen un codo en U (llamado así por su forma), por lo que pueden expandirse y contraerse con los cambios de temperatura del fluido interno.

İmage

Miles de metros de tuberías recorren nuestros centros de datos. Los pintamos con colores vivos no solo porque así es más divertido, sino también para distinguirlos. El tubo de color rosa brillante de esta foto lleva agua de la fila de enfriadores (unidades verdes de la izquierda) a una torre de refrigeración exterior.

İmage

Estos tubos de colores llevan y traen agua para enfriar la instalación. También se muestra una moto eléctrica ecológica (G-Bike), el vehículo elegido por los miembros de nuestro equipo para dar una vuelta fuera de los centros de datos.

İmage

Tenemos tuberías como estas con agua a presión en caso de que se produzca un incendio. Esta agua en concreto se limpia y se filtra, por lo que las instalaciones no se contaminan si se utiliza.

İmage

Los LED azules de esta fila de servidores indican que todo funciona correctamente. Los utilizamos por su eficiencia energética, por su larga duración y por su brillo.

İmage

Vista aérea de una de nuestras plantas de enfriamiento, donde el agua de mar del golfo de Finlandia refrigera por completo el centro de datos.

İmage

Las plantas que albergan servidores, como estas, requieren una gran cantidad de espacio y eficiencia energética para poder ofrecer toda la gama de productos de Google al mundo. Aquí en Hamina, Finlandia, decidimos reformar una antigua fábrica de papel para aprovechar la infraestructura del edificio y su proximidad a las frías aguas del golfo de Finlandia.

İmage

Estas tuberías de colores llevan agua. Tres de nuestros centros de datos, como este de Finlandia, funcionan en su totalidad con aguas grises o sin procesar. El motivo es muy simple: en lugar de depender de agua potable limpia, utilizamos fuentes de agua alternativas y limpiamos el agua justo en la medida necesaria para poder utilizarla para el enfriamiento. Esta agua se debe procesar, pero el tratamiento al que se debe someter para utilizarla en un centro de datos es mucho más sencillo que el proceso de limpieza para el consumo como agua potable.

İmage

Estos switches de Ethernet conectan nuestra red de instalaciones. Gracias a ellos, podemos comunicarnos con los principales mecanismos de control del sistema de enfriamiento de nuestro centro de datos y supervisar esos mecanismos.

İmage

Tenemos copias de seguridad de todos los datos (por si les ocurre algo). Uno de los lugares en los que se hacen copias de seguridad de la información es la biblioteca de cintas. Unos brazos robóticos (que se observan al final del pasillo) nos ayudan a cargar y descargar cintas cuando necesitamos acceder a ella.

İmage

Esta es una vista de más cerca de las cintas de copia de seguridad de nuestra biblioteca de cintas. Cada cinta tiene un código de barras único para que nuestro sistema robótico pueda encontrar la cinta correcta.

İmage

Estos tipos de tanques de almacenamiento pueden albergar hasta 900.000 litros de agua. Este tanque aislado contiene el agua que se envía al corazón del centro de datos para su enfriamiento.

İmage

Cada uno de nuestros bastidores de servidores tiene cuatro interruptores y cada uno de ellos está conectado con un cable de diferente color. Utilizamos estos mismos colores en todo el centro de datos para saber cuál hay que reemplazar en caso de fallo.

İmage

Vista inusual del pasillo de servidores. Aquí cientos de ventiladores canalizan el aire caliente dirigiéndolo de los bastidores de servidores a una unidad de refrigeración para su recirculación. Las luces verdes son los indicadores LED de estado de los servidores que se reflejan desde la parte frontal de los servidores.

İmage

Tieg Weathers corta un trozo de tubería para añadirlo al nuevo sistema de refrigeración.

İmage

Denise Harwood diagnostica un sobrecalentamiento de la CPU. Llevamos más de diez años construyendo algunos de los servidores más eficientes del mundo.

İmage

Mike Barham cambia una placa base. Cuando deja de funcionar alguna pieza del servidor, primero intentamos repararla. Si no podemos, la descomponemos en sus materias primas constituyentes (como el acero, el plástico, el cobre, etc.) y reciclamos los componentes.

İmage

Aquí, los técnicos Mounir Ben Moussa y Ray Coss realizan tareas de mantenimiento de un generador.

İmage

Patrick Davillier realiza una inspección visual de las tuberías de agua que recorren el suelo.

İmage

Norman Martin realiza una inspección visual para asegurarse de que los bancos de baterías estén cargados y listos para su activación en cualquier momento.

İmage

Ash Williams señala: "Trabajar aquí me ha demostrado lo importante que es la infraestructura, desde el emplazamiento hasta los servicios, el clima y, sobre todo, la gente".

İmage

Jeff Hajer, Director Asociado de Instalaciones, quema unos cables en un área de fabricación de nuestro centro de Lenoir.

İmage

Rachel Mitchell prepara un carro para reparar los servidores en los que se almacena la parte de Internet de Google.

İmage

Jon Rogers aplica un agarrador de baldosas (nombre real) al suelo para comprobar el estado de las tuberías subterráneas.

İmage

Mitch Fleming ajusta una unidad de acoplamiento de válvula que garantiza que el agua de mar del golfo de Finlandia permanezca en las tuberías de refrigeración adecuadas.

İmage

Neal utiliza equipos especiales para borrar completamente todos los datos de servidores antiguos.

İmage

Esta estación de control supervisa la instalación y la energía y ofrece la posibilidad de recibir llamadas desde el terreno, validar partes de reparación y autorizar reparaciones.

İmage

Roger explica que se encarga de la infraestructura "que permite que Google haga su trabajo".

İmage

Esta gran antena recibe señales de nuestra unidad de servicios de acceso que proporciona la fibra óptica a viviendas de todo el mundo. Asimismo, estas antenas son la principal fuente de señal para cientos de canales de TV que forman el servicio de TV de Google Fiber.

İmage

Esta familia de ciervos se ha mudado cerca de las instalaciones de nuestro centro de Council Bluffs en Iowa.

İmage

En las torres de refrigeración de nuestro centro de datos de Iowa crecen flores silvestres.

İmage

En el centro de datos de The Dalles, en Oregón, el vapor emergente se observa sobre las torres de refrigeración. Estas columnas de vapor de agua crean una ligera niebla al anochecer.

İmage

Varias columnas de vapor se elevan sobre las torres de refrigeración. Cuando se puede apreciar el vapor de agua, es decir, cuando la humedad y la temperatura son bajas, nuestras torres de refrigeración están funcionando a pleno rendimiento.

İmage

Nuestro centro de datos de The Dalles, Oregón, se encuentra en la orilla del río Columbia. Aquí, los miembros de nuestro equipo pueden pescar y hacer rafting, windsurf y senderismo.

İmage

Puesta de sol sobre Saint-Ghislain (Bélgica) que ilumina nuestros tanques de almacenamiento de agua y nuestras torres de refrigeración.

İmage

Anochece sobre nuestro centro de datos del condado de Douglas, en Georgia, a las afueras de Atlanta.

İmage

Una fría noche de primavera cae sobre nuestro centro de datos de Lenoir, Carolina del Norte. Desde este precioso lugar, podemos ofrecer nuestros servicios, en mitad de la noche, a todo el mundo.

İmage

El paisaje finlandés en invierno es precioso: el golfo se hiela creando una visión pintoresca.

İmage

Hamina es uno de los nuestros tres centros de datos de Europa. Antes era la fábrica de papel Stora Enso.

İmage

Otra imagen de nuestro centro de datos de Hamina sobre el helado golfo de Finlandia.

İmage

En nuestro centro de datos de Finlandia, hemos transformado una antigua fábrica de papel y hemos utilizado su infraestructura. Los tanques que aparecen en esta imagen se utilizaban antiguamente en el proceso de fabricación del papel.

İmage

Los diferentes centros de datos ofrecen servicios distintos. Esta sala de conferencias, dentro del centro de datos de Hamina, está situada a la salida de una zona de sauna que los empleados pueden utilizar en cualquier momento.

İmage

Nuestro equipo del centro de datos de Hamina disfruta pescando en el hielo del helado golfo de Finlandia.

İmage

Amanece sobre nuestro centro de datos del condado de Berkeley, en Carolina del Sur.

İmage

Una escena tranquila en el exterior de nuestro centro de datos del condado de Berkeley, en Carolina del Sur. Actualmente, estamos experimentando con este estanque de retención de agua de lluvia como otra fuente de refrigeración de nuestros sistema.

İmage

Un atardecer resalta el bello horizonte que rodea nuestro centro de datos de Pryor, en Oklahoma.

İmage

Las luces brillantes y la luz de la luna iluminan el centro de datos del condado de Mayes. Estas unidades modulares proporcionan refrigeración a una parte del centro.

İmage

Este tipo de matrices de satélites son la principal fuente de señal para cientos de canales de TV nacionales de Google Fiber.

İmage

Los tanques de almacenamiento de agua garantizan la refrigeración de nuestros centros de datos tanto de día como de noche.

İmage

Si hay algún problema con los datos, tenemos una copia de seguridad en la biblioteca de cintas.

İmage

En las zonas vacías, los sensores de movimiento desconectan las luces automáticamente para ahorrar energía. El resultado es el deslumbrante brillo de los datos del mundo filtrados a través de luces LED multicolor. Parece que las luces de Navidad estuvieran encendidas todo el año.

İmage

Detrás de nuestro centro de datos de The Dalles, en Oregón, se elevan verdes colinas. Los centros de datos de Google utilizan un 50% menos de energía que la media. Asimismo, si se añade el uso que hacemos de las energías renovables y las reducciones de emisiones de carbono, nuestro impacto medioambiental es nulo.

İmage

Los tanques de almacenamiento de agua situados debajo de las torres de refrigeración garantizan el abastecimiento de agua en cualquier momento.

İmage

Los miembros del equipo caminan por esta plataforma para revisar las torres de refrigeración. En los centros de datos de otras empresas, la refrigeración por absorción representa un aumento de entre un 30% y un 70% en el consumo de energía. Hemos reducido en gran medida ese porcentaje mediante el uso de técnicas de enfriamiento gratuito para minimizar el tiempo de funcionamiento de los refrigeradores.

İmage

Una imagen más detallada de un bloque de válvulas de agua y de los sensores de presión de nuestra planta de tratamiento de Bélgica.

İmage

Toda la electricidad que se recibe en un centro de datos acaba transformándose en calor, por lo que utilizamos ventiladores, bombas y sistemas de aire acondicionado para eliminarla. Afortunadamente, existe un método eficiente a nivel energético denominado "enfriamiento gratuito" que utilizamos en la medida de lo posible. Es esta imagen, se pueden observar las torres de refrigeración, un componente clave en el proceso de enfriamiento gratuito.

İmage

Este sistema de tuberías forma una unidad de filtración de agua situada bajo una torre de refrigeración en el exterior de nuestro centro de datos de Lenoir (Carolina del Norte).

İmage

Los tanques de almacenamiento de agua garantizan la refrigeración de nuestros centros de datos tanto de día como de noche.

İmage

Estas son las válvulas de mariposa, que se utilizan para regular y aislar el flujo de agua y de aire. Reciben este nombre porque están formadas por discos redondos que giran sobre una varilla y parecen alas de mariposa.

İmage

Uno de los miembros de nuestro equipo suelda unas tuberías de cobre de un colector de agua.

İmage

Estas luces azules indican que todo funciona correctamente en la planta del servidor.

İmage

En el interior de la sala de redes de nuestro centro de datos de Hamina (Finlandia), este tipo de paneles preparan el centro de control para nuestras unidades de aire acondicionado para salas de ordenadores (CRACs). Desde aquí, podemos conectar y desconectar el suministro eléctrico de los motores si es necesario realizar algún cambio.

İmage

Las luces LED de nuestro sistema de servidores son altamente eficientes, de larga duración y luminosas. Sus diferentes colores indican el estado actual.

İmage

Los tanques de almacenamiento de agua garantizan la refrigeración de nuestros centros de datos tanto de día como de noche.

İmage

Un empleado trabaja a la velocidad de la luz en la construcción de una nueva planta de servidores en nuestro centro de datos de Carolina del Sur.

İmage

El personal de Google camina por esta plataforma para revisar las torres de refrigeración. Nuestra infraestructura de refrigeración utiliza menos energía que la mayoría de los centros de datos gracias a las técnicas de enfriamiento gratuito que permiten minimizar el tiempo de funcionamiento de los refrigeradores.

İmage

El amanecer ilumina las torres de refrigeración y los tanques de almacenamiento de agua, dos elementos esenciales en nuestro proceso de refrigeración altamente eficiente.

İmage

Amanece sobre las torres de refrigeración y los tanques de almacenamiento de agua de nuestro centro de datos de Oklahoma.

İmage

Los tanques de almacenamiento de agua garantizan la refrigeración de nuestros centros de datos tanto de día como de noche.

İmage

En esta larga pasarela de nuestro centro de datos de Pryor, en Oklahoma, los trabajadores pueden obtener una bonita vista mientras supervisan las torres de refrigeración y otros equipos.

İmage

Mike Harvey revisa las torres de refrigeración en nuestro centro de datos de The Dalles, en Oregón, con las colinas a su espalda.

İmage

Dentro de la sala de redes del campus, los routers y los switches permiten que los centros de datos se comuniquen entre sí. En esta sala, los cables de fibra óptica (los soportes de color amarillo próximos al techo) conectan nuestros sistemas 200.000 veces más rápido que cualquier conexión doméstica normal a Internet.

İmage

Este edificio de Hamina, en Finlandia, ofrece lo mejor de ambos mundos, una sala de conferencias para el trabajo y una sauna para después. Los empleados pueden utilizar ambas zonas en cualquier momento.

İmage

Cortinas de plástico (a la derecha y a la izquierda) de una sala de redes de nuestro centro de datos de Hamina. Bombeamos aire frío al interior a través del suelo, y estas barreras de plástico transparente impiden la entrada de aire caliente.

İmage

Esta pasarela se extiende por las torres de refrigeración y permite que nuestro personal inspeccione el equipo y realice tareas de mantenimiento.

İmage

Esta pasarela permite a los empleados del centro de datos observar nuestras torres de refrigeración (situadas a la derecha de la imagen).

İmage

Nuestros servidores son unos de los más eficientes del mundo. Para innovar y mejorar nuestros servidores, hemos añadido una fuente de energía CC (batería) directamente en el bastidor de servidores.
0
Social Manager
Nivel: 17 [NivelNivel]
Rango : 8%
RangoRango
Actividad : 9%
ActividadActividad
Experiencia : 58 %
ExperienciaExperiencia
froyandres OFF Community Manager ******
2

  • 355

  • 26

  • 2







Respuesta: El corazón de Internet (Centro de datos interno de Google) 355 - 26 - 2   25-10-2012, 07:46 PM
Espectaculares fotografías, pero pienso que te habías podido crear dos o tres partes de este post, ya que de verdad si que están pesadas las ilustraciones. Saludos (!)
0


Salto de foro:


Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)